top of page

Neuralink, la empresa de Elon Musk obtiene aprobación de la FDA para su primer estudio clínico en se


Neuralink, la empresa de neuro-tecnología cofundada por el visionario empresario Elon Musk, ha logrado un importante avance en su proyecto revolucionario. A través de su cuenta de Twitter, la compañía anunció que ha obtenido el permiso de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos para llevar a cabo su primer estudio clínico en seres humanos.

Elon Musk, conocido por sus ambiciosos proyectos en empresas como SpaceX y Tesla, fundó Neuralink con el objetivo de desarrollar interfaces cerebro-máquina que permitan una comunicación directa entre el cerebro humano y los dispositivos tecnológicos. Esta tecnología podría revolucionar la forma en que interactuamos con las máquinas y potencialmente tratar una amplia gama de trastornos neurológicos.

El procedimiento para utilizar Neuralink implica una cirugía cerebral invasiva, en la cual se coloca un implante circular en el tejido cerebral para detectar las señales neuronales. Los pacientes que lleven este implante podrán controlarlo a través de la aplicación Neuralink, abriendo la posibilidad de una comunicación directa entre la mente humana y la tecnología.

La obtención de la aprobación por parte de la FDA representa una gran victoria para Elon Musk y Neuralink, ya que han enfrentado obstáculos regulatorios y preocupaciones sobre la seguridad del dispositivo. Entre las inquietudes de la agencia gubernamental se encontraban la batería de litio del implante, la migración de los cables en el cerebro y los posibles efectos negativos en el tejido cerebral.

En un evento del año pasado, Elon Musk habló sobre el potencial de los implantes de Neuralink e incluso afirmó que estaría dispuesto a recibir uno de estos en un futuro. "Podrías tener un dispositivo Neuralink implantado en este momento y ni siquiera lo sabrías. De hecho, en una de estas demostraciones, lo haré", declaró Musk.

Neuralink tiene como objetivo tratar a personas con discapacidades causadas por trastornos neurológicos, y su sensor, presentado en 2020, es un dispositivo en forma de moneda con aproximadamente 8 milímetros de diámetro. Este sensor contiene más de 3.000 electrodos conectados a hilos flexibles más delgados que un cabello humano, lo que le permite monitorear la actividad de 1.000 neuronas cerebrales.

Estos hilos microscópicos se insertan en áreas específicas del cerebro para controlar el movimiento y están conectados al implante llamado Link (enlace). Según Forbes, este implante representa un punto de partida para una nueva interfaz cerebral que eventualmente abarcará más áreas cerebrales y permitirá el acceso a nuevos tipos de información neuronal.

El objetivo final de Neuralink es tratar una amplia variedad de trastornos neurológicos, así como restaurar la función sensorial y del movimiento. Elon Musk también ha expresado que la compañía busca utilizar estos implantes para restablecer la visión y la movilidad en los seres humanos, lo que podría representar un gran avance en el campo de la medicina y la tecnología.

Con la aprobación de la FDA, Neuralink está un paso más cerca de hacer realidad su visión de fusionar la mente humana con la inteligencia artificial y abrir nuevas posibilidades para mejorar la calidad de vida de las personas afectadas por trastornos neurológicos. El primer estudio clínico en seres humanos marcará un hito importante en el camino de esta innovadora empresa hacia un futuro en el que la tecnología y el cerebro humano estén íntimamente conectados.

Por: Andrés Cárdenas Vásquez

Commenti


bottom of page